ZULÚES Y LAS ARMAS DE FUEGO: El fusil Martini-Henry

Hola de nuevo
Siguiendo con el tema de los zulúes, es obligado hablar de las armas de fuego que manejaron los zulúes. Porque además de las lanzas cortas, los escudos y las porras, armas letales en manos tan expertas como las de los guerreros zulúes, también tuvieron en su poder, aunque en menor medida, armas de fuego.
Hay tres orígenes para esto:
En primer lugar, comentaré un hecho no muy conocido, pero los zulúes, antes de la campaña de Isandlwana, conocían y manejaban estas armas. Se las vendieron traficantes de armas holandeses. Sin embargo, su uso fue muy minoritario debido sobre todo a la falta de instrucción en el manejo de las mismas y la ausencia de cartuchos de repuesto.
El segundo origen fueron las tropas indígenas al servicio británico. Se les dotó de armas de fuego. Se trata tanto de infantería como los guías a caballo.
El tercer y último origen de las armas de fuego en poder de los zulúes fue, como no, la propia batalla de Isandlwana. Tras ella, se hicieron con un acopio importante de estas armas, así como de las cananas, cartucheras y demás pertrechos.

El fusil que más se vio en manos de los guerreros zulúes fue el mismo empleado por los ingleses: El Martini-Henrry Mark 2. Y digo esto, porque las armas vendidas por los traficantes eran cualquier cosa menos modernas. Así que se podían ver con el anticuado Sneider-Enfield, o cualquier otra cosa que disparara. Vendidos además a precio de oro.

Para la DESCRIPCIÓN voy a emplear el artículo de la WIKIPEDIA 
Era un fusil monotiro de retrocarga y cerrojo levadizo, con un mecanismo simple que se activaba bajando una palanca situada tras el guardamonte. Esto hacía bajar el cerrojo, permitiendo que el cartucho se insertara en la recámara por la parte superior del cerrojo. El cartucho, de 0,45 pulgadas, (mismo calibre que el famoso Colt), no tenía camisa metálica lo cual provocaba que el agujero de entrada fuera relativamente pequeño, pero el de salida fuera desgarrador, provocando la muerte, aunque no cogiera puntos vitales. El alcance efectivo es alrededor de 350 yardas.
El Mark 2 tenía un alza que lograba alcances mayores, hasta 1.200 yardas.
Como principal defecto en África es el sobrecalentamiento. Un buen arma, diseñado para Europa, no funcionaba correctamente en las guerras coloniales. 
Para más detalles sobre este fusil, se puede consultar esta página DE COLECCIONISMO
Respecto a la utilidad que le dieron los zulúes a las armas de fuego… Nula. No tenían experiencia, ni instrucción, ni instructores, así que hacer puntería era cosa del azar. . Las cartucheras que se ven en muchas fotos estaban vacías, usándose como trofeo de guerra. Una vez disparado, se usaba como una porra. Solo los que estaban instruidos por los británicos hacían blanco.
Y ahora, unas fotos de zulúes armados con este fusil
En primer lugar, zulúes al servicio del ejército inglés. Se distinguen perfectamente por el pañuelo rojo anudado alrededor de la cabeza

Ahora, los zulúes con armas capturadas al enemigo.

Un grupos de guerreros casados (llevan un aro en la cabeza) con fusil. Recuérdese que el hecho de estar casado ya demuestra ser un veterano en la guerra, pues el matrimonio era un privilegio concedido por el rey a los que se habían distinguido en combate, tanto individualmente, como regimentalmente.

Como siempre, espero que os haya sido de utilidad
Saludos, Juan Luis

ZULÚES EN MINIATURA: Cómo pintarlos

Hola a todos de nuevo
Para pintar miniaturas pequeñas (1/72 es una escala considerada como tal), de personas con la piel negra en general y zulúes en particular, bien podemos seguir los pasos que expliqué en la entrada sobre CÓMO PINTAR PIEL NEGRA, pero adaptándolo a esta escala.
Para empezar, necesitaremos el modelo, la información necesaria. Yo la saqué del libro de la editorial Osprey, colección Men at arms series, número 57 titulado THE ZULU WAR

PASO 1.- IMPRIMACIÓN

Para este caso me decanté por imprimación negra a aerógrafo. Para ello se ha de tener paciencia. Tras preparar las miniaturas lavándolas, etc. y sujetándolas, se prepara el aerógrafo. Dado que son muchas miniaturas, y a modo de precaución puse una gotita de retardante en la cazoleta, luego puse la imprimación (VALLEJO PARA AERÓGRAFO). Si se ve que está espesa, lo que no suele ocurrir, se puede diluir con un poco de agua.
Una vez con la mezcla el depósito del aerógrafo, se rociarán las miniaturas suavemente. Es preferible dar varias capas muy finas que una excesivamente gruesa. La ventaja que tiene hacerlo así es que no se matan los detalles, dado lo pequeño  de la escala. 

PASO 2.- COLOR BASE DE LA PIEL

Como ya indiqué antes, seguí los pasos de la entrada sobre el pintado de piel negra, pero lo vuelvo a explicar.
Hay que tener en cuenta que hay muchos tonos de piel negra dependiendo de la etnia a la que pertenezcan. Podemos encontrarnos según sean bantúes, niger-congo, afro-asiáticos, etc. Y dependiendo de uno u otro origen su piel será más o menos oscura. Además, están las mezclas interétnicas, que tambien se dan, aunque menos acusadas. Dentro de la gran familia bantú, los zulúes y los Xhosa ocupan el mismo territorio, y el color de su piel es parecido. Como ejemplo de Xhosa, pondré al Premio Nobel de la Paz Nelson Mandela

Y como ejemplo de zulú, unos habitantes de un pueblo de Natal 
Como se puede apreciar en ambos casos no se trata de una piel particularmente oscura.
Tenido en cuenta todo lo anterior, se usó una mezcla de MARRÓN CHOCOLATE y NEGRO, ambos de VALLEJO que se aplicó de forma general por todo el cuerpo
PASO 3.- COLOR BASE AL TAPARRABOS Y OTROS DETALLES
Una vez dado el color base, parece un buen momento para iniciar a aplicar las capas bases a los diferentes detalles del exiguo uniforme zulú. En este caso, el taparrabos, plumas del tocado y otros detalles.
Por la parte delantera se usaban colas de gineta.  Para la parte posterior del taparrabos, se usa piel de mono verde, que evidentemente, no es verde.
Entonces, para comenzar la pintura de los taparrabos, por la parte delantera, la de gineta, le apliqué una capa de ARENA CLARA. Para la trasera, la de piel de mono verde, una capa base de MARRÓN CAQUI.
Para el tocado, los zulúes empleaban diferentes tipos de plumas, siendo las más comunes, y por orden, negras, blancas y rojas.
PASO 4: OJOS, primera aproximación
Para pintar los ojos se ha de tener en cuenta que a escalas muy pequeñas, es innecesario, a escalas pequeñas cono esta, es algo opcional, y “obligatorio” para escalas mayores. En cualquier caso, si os decidís por pintarlos, expongo un sistema que aprendí hace muchos años y que llevo aplicándolo desde entonces. 
Se trata de hacer una cruz. 
Primero se pinta la raya horizontal de la cruz de color blanco. Prefiero un tono de blanco roto, en vez del puro, pero es algo personal. Con esta raya blanca se cubre la cuenca del ojo. Si la escala es mayor, (28 mm, por ejemplo) procurad que el trazo no se salga demasiado del ojo, pero si no lográis, no os preocupéis.
Después se pinta la raya vertical de color negro. Ahora procuramos hacer que el centro de la raya pase por la parte central del ojo o por donde queramos que mire. Al iniciar este proceso es cuando le empezamos a dar expresión a la miniatura.
PASO 5: PRIMERAS LUCES DE LA PIEL
Para las primeras luces mezclé MARRÓN CHOCOLATE de Vallejo con PIEL OSCURA de CITADEL (O su sustituto actual). En este momento es cuando, con mucho cuidado cerramos los ojos de la miniatura: pintar los párpados. Además, pintamos el resto del cuerpo para remarcar la musculatura
Consejo: cuando apliquéis estas luces, es mejor hacerlo con la pintura muy diluida, para que transparentee un poco, de tal forma que se mezcle un tono con el siguiente. Una vez seca la pintura, veremos el resultado. Suele variar un poco, si no es el que queremos, es cuando le damos la siguiente capa. 

PASO 6 ÚLTIMAS LUCES
Piel oscura de Citadel. Salvo que queramos un acabado más claro, es el momento de parar. Si queremos remarcar alguna zona en especial, podemos iluminar alguna zona con MARRÓN NARANJA. 
PASO 7. LOS ESCUDOS
El que está pintado es el escudo empleado por las tropas de élite. El normal era el de color negro. A medida que se se ascendía en el ejército el color del escudo también cambiaba. Y el orden era: Negro – Negro con manchas blancas – Blanco- Blanco y naranja. Se usaba el color del escudo como las medallas en los ejércitos actuales. 
La graduación se demostraba mediante plumas. El jefe del regimiento era el que tenía una pluma grande vertical en la parte frontal del tocado. No por tener muchas plumas se era algo en el ejército, simplemente podías ser el más valiente. A Shaka se le representa con una única pluma
Dicho esto, vamos con los escudos. 
Se trata de imitar el pelaje de un buey.
Primero una capa de GRIS PÁLIDO, allá donde vaya a ir el blanco. 
Luego, MARRÓN NARANJA, donde el pelo será el naranja
En la marte “blanca” con un pincel fino y mucha paciencia, se pintaron trazos de blanco puro, pero dejando que se viera el gris de la primera capa
En la parte Marrón, y con la misma técnica, se pintó de MARRÓN CLARO (929).
Ahora os dejo el original (la ilustración de Osprey) y las copias (las miniaturas pintadas por mi.

Espero que os haya servido de utilidad.

Saludos, Juan

Para finalizar esta entrada pondré unas cuantas fotos más de los zulúes pintados por mi

PREPARACIÓN DE LAS MINIATURAS (2): Miniaturas pequeñas

Hola a todos
Retomando los tutoriales, vuelvo a hablar de un tema que ya había tratado, a cerca de la PREPARACIÓN DE LAS MINIATURAS, pero dedicado más a miniaturas pequeñas, así como alguna matización que se me olvidó poner la vez anterior que lo traté.
Para ello usaré como ejemplo miniaturas de zulúes de NEWLINE DESIGNES, 20 mm

Pues sí, este es mi siguiente encargo. Prácticamente todo Isandwanna (jeje). Pero bueno, al lío. Como ya dije, se trata hoy de matizar y ampliar lo ya expuesto.
La limpieza de las miniaturas es muy importante. Puede ocurrir que vengan sucias con polvo, o con una grasa o aceite que se usa para el molde. En cualquier caso, si intentáramos imprimarlas ahora, es más que probable que la imprimación se adhiera al polvo y se termine por ir (saltando y dejando al aire un pico de la miniatura) o se diluya con el aceite… Desastroso.
Para la limpieza de estas miniaturas pequeñas usaremos el método explicado en la otra entrada, y que vuelvo a explicar corregir y aumentar. Así pues, como la vez anterior, ponemos las miniaturas con mucho cuidado en una palangana.

Después se le pone una pequeña dosis de jabón líquido. No seré yo el que diga la marca que uso, no sea que haya quien crea que hago propaganda.

 Se añade UN POCO DE AGUA y con sumo cuidado, con las dos manos, se van limpiando como si amasáramos. Ojo… y repito: Se ha de ser muy cuidadoso. Se trata de eliminar la grasa y porquería variada, no de hacer una pizza.

Yo lo hago así para ahorrar tiempo. Se puede hacer de varias veces. Lo importante es el resultado.
Ahora toca el aclarado
 A chorro vivo… Pero con cuidado. Las piezas son muy pequeñas y pueden saltar de la palangana y escurrirse por el desagüe. Solución:

Ponemos el tapón y escurrimos el agua.
Estas dos operaciones: aclarar y escurrir con el tapón se hará hasta que no quede nada de jabón. Esto se sabe cuando el agua deja de crear burbujas jabonosas.
Siguiente paso: El secado.
Para ello secaremos el recipiente que vayamos a usar. A continuación colocaremos en el fondo papel absorbente en cantidad suficiente.

Después colocaremos las miniaturas sobre él, procurando que no se amontonen. Es preferible hacerlo de dos veces, que no un solo montón.
Después de esta foto las esparcí algo más. Luego, las taparemos con el sobrante del papel, o simplemente, colocando más papel sobre las miniaturas, y con sumo cuidado, las aplastamos. Repito, hay que ser MUY CUIDADOSO. Estamos secando miniaturas, no estrujando naranjas.
De esta forma habremos quitado la mayor parte del agua. Es importante esta fase del secado porque el material con el que están hechas las miniaturas se oxida pronto, y más con estas miniaturas tan pequeñas, dificultando que la imprimación se agarre al metal.
Para rematar la jugara podemos usar un secador de mano. 
La fotografía no es del todo real. Con el secador a esa distancia lo único que logra es esparcir todas las miniaturas por el cuarto de baño, resultado harto inconveniente a la par que incómodo. Para evitarlo, solo tenemos que alejar el aparato para que el chorro de aire no sea tan potente. En menos de un minuto ya estarían secas y listas para trabajar.
Espero que os haya servido de ayuda.
Saludos, Juan

Cómo pintar piel negra

Hola a todos. Llevo algo atrasado este apartado del blog, así que vamos a actualizarlo un poquito poniendo cómo pintar hombres de piel negra
Para ayudarme con este apartado me valdré de una figura recién pintada por mí. Se trata de Su Alteza el Rey Baltasar de Oriente

 

Se trata de una figura grande, como se puede apreciar en la foto, de pasta de piedra. Pues bien, una figura grande no es más que eso, una miniatura, y por tanto no hay que tener ningún miedo a la hora de ponerse a pintar, pues se aplican las mismas técnicas que con una miniatura pequeña, salvo por el pincel a emplear, que, evidentemente, será más grande.
PASO 1: Imprimación
Yo recomiendo, ya que se trata de un negro, comenzar a darle una mano de imprimación negra en espray. La marca utilizada para este caso ha sido VALLEJO. El acabado es francamente bueno.

 

 

PASO 2: Los ojos y la capa base
Para el pintado de ojos primero pinté el blanco con un color ligeramente apagado llamado Blanco pergamino de Vallejo. Una vez secado, apliqué negro mate para el iris y pupila. Se bordea el contorno del ojo con un rosa pálido.
Para el tono base de la piel empleé una mezcla de marrón chocolate y negro. Cuando se ha secado, se emplea solo el color marrón chocolate muy diluido por toda la piel a modo de veladura. Se trata de aclarar ligeramente lo anterior. Si vemos que aún así está muy oscuro, le damos una segunda o incluso tercera capa (no más) hasta que quede a nuestro gusto. Ten en cuenta que tonos de piel negra los hay como para aburrir, y van del negro hasta un color café con leche.
En la foto se ve que en el cuello de la figura aún está con el color base, y en la cara ya está dada la 2ª veladura de color chocolate
PASO 3: Primeras luces
Para las primeras luces se puede emplear, o bien una mezcla de “marrón chocolate” (VALLEJO) con “Carne oscura” de CITADEL, o bien directamente el “Carne oscura”
Paso 4: Últimas luces
Para concluir, se le dan las últimas luces con marrón “Vermin brown” de CITADEL. Estos toques son al gusto, porque aclaran mucho la piel. Aquí están en los pómulos, nariz (aletas) y unos toques en la frente

 

Espero que os haya servido de ayuda.